Llamados a ser Luz

Respuesta a la situación de Covid-19 en el estado de Washington  

Amados hermanos de Fuente de Vida, la gracia y la paz de nuestro Señor Jesucristo sea con cada uno ustedes.

BBDqeRL

Como saben en el estado de Washington se están viviendo tiempos de gran incertidumbre y preocupación a causa del virus SARS-CoV-2, el cual causa la enfermedad respiratoria Covid-19, mejor conocida como el “coronavirus”. Nuestras condolencias, oraciones y afecto están con aquellos miembros de nuestra comunidad que han perdido algún ser querido por esta y otras enfermedades.

Hemos notado que las noticias que inundan los medios de comunicación y redes sociales no son agradables, siembran temor y provocan angustia en los corazones de muchos. Especialmente en aquellos que son vulnerables tanto física como espiritualmente. Así que como pueblo de Dios debemos hacer un alto y considerar preguntas muy importantes, tales como: ¿Qué respuesta debe tener la Iglesia ante esta situación? ¿Cómo pueden los creyentes lidiar con sus propias preocupaciones como humanos que somos? Es de suma importancia conocer lo que dice la Palabra de Dios al respecto.

La Iglesia está llamada a ser luz en medio de las tinieblas. Jesús dijo que nosotros somos la luz del mundo (Mateo 5:14) y hemos sido comisionados a llevar Su luz a otros (Juan 12:46, Mateo 28:19-20).

En estos momentos difíciles, la Iglesia debe:

  • Confiar plenamente en Dios reconociendo que en Él hay paz Isaías 26:3 y que no hay provecho en la preocupación Lucas 12:25-26.
  • Ofrecer paz y esperanza al mundo Juan 14:27 a través de la oración Santiago 5:14 y la solidaridad.
  • Proclamar las promesas del cuidado y la protección de Dios, ya que Él tiene poder para guardarnos, librarnos y sanarnos de cualquier enfermedad Éxodo 15:26; Salmo 91; Lucas 4:18-19.
Así que como iglesia estamos llamados a llevar paz, orar y declarar la protección y la sanidad Divina, en el nombre poderoso de Jesús.
(Marcos 16:17-18, Lucas 10:19)

Este no es un llamado a subestimar la situación espiritual y física que estamos enfrentando, ni a ignorar las ordenanzas establecidas en el estado de Washington; Este es un llamado a la prudencia y la cautela, ya que Dios nos enseña en su Palabra que la sabiduría y la prudencia caracterizan a los hijos de Dios (Proverbios 13:16, Mateo 10:16).

Es en este sentido que después de una cuidadosa consideración de la reciente ordenanza pública, la demografía de la iglesia FdV y la búsqueda en oración del Señor, hemos sido dirigidos por Dios a seguir congregándonos (Hebreos 10:25), ayunar y orar por nuestra comunidad (Ester 4:3, 16) y acatar la nueva ley durante nuestros servicios (Romanos 13:1).

Esteremos proveyendo información más detallada de cómo Fuente de Vida va a proceder durante esta temporada, para ser luz, llevar paz y fortalecer nuestra fe en Jesús. En caso de que haya algún cambio por mandato de las autoridades gubernamentales, les haremos saber por medio de otro comunicado.

Les amamos y continuamos orando por su bienestar y el de sus familias.

Con respeto,

Pastores Luis & Vazjier Jiménez